martes, 20 de abril de 2010

Agregando adjetivos

Todos los días, Juliana nos sorprende con cosas (ideas, palabras) que aprende en el jardín, en los "dibus" y algunas que me imagino son de elaboración propia. Imposible saberlo, de todos modos.

Días atrás, tocaba su pianito electrónico e interrumpía las cancioncitas siempre en el mismo punto y tocando la misma nota. Cuando se dio cuenta que la estaba mirando (y escuchando, a pesar mio, jeje) me pasó el pianito y me dijo: inténtalo, papá!.

Anoche a la hora de dormir, estábamos los tres (los cuatro, perdón: el bebé también participa) en plena ceremonia de despedidas, besos, abrazos y buenas noches. No me acuerdo ahora que chiste le hice mientras la abrazaba y le causó mucha gracia.
Tanta, que se acostó riéndose en la almohada y me dice: jajajaja, que loco papá! y para rematar: picarón!

La dormida se atrasó porque no podía parar de reírme para pasarle la mamadera y leer el cuentito de la vaca Juanela.

Vá una fotito medio vieja de la bailarina futbolista.